Rima 74 de Bécquer

Comentario de la rima 74

Una vez más en la rima setenta y cuatro volvemos a asistir al tema de la muerte y del más allá. En esta ocasión en el misterio que representa el abismo al cual nos lleva la muerte. En la rima se narra una visión donde alguien espera justo en el límite entre los dos mundos, con un pie en cada sitio. Es en este umbral donde se puede hacer una poesía fronteriza, mezclando referentes de los dos mundos. Sin más comentario, descubre los versos de Bécquer a continuación en Todos los Autores.

Rima LXXIV de Bécquer

Las ropas desceñidas,
desnudas las espadas,
en el dintel de oro de la puerta
dos ángeles velaban.

Me aproximé a los hierros
que defienden la entrada,
y de las dobles rejas en el fondo
la vi confusa y blanca.

La vi como la imagen
que en un ensueño pasa,
como un rayo de luz tenue y difuso
que entre tinieblas nada.

Me sentí de un ardiente
deseo llena el alma;
¡como atrae un abismo, aquel misterio
hacía si me arrastraba!

Mas, ¡ay!, que de los ángeles
parecían decirme las miradas:
“¡El umbral de esta puerta
sólo Dios lo traspasa!”

Las Rimas de Gustavo Adolfo Bécquer fueron editadas en el año 1871 en castellano y su género es la poesía. Estas rimas están disponibles bajo la Licencia Creative Commons Atribución-CompartirIgual 3.0.